Colores secundarios

Los colores se mezclan y forman otros que poco tienen en común con aquellos que les dieron origen. Son colores nuevos, auténticos, parecidos a casi nada pero llenos de los demás, que vibran y por lo tanto suenan. Si la alegría fuera un color, no sería primario sino secundario, siempre mezcla. La simpleza tampoco. Colores que se escuchan, colores secundarios.

Facundo Bichir

Facundo Bichir
TEMPORADA 7 | PROGRAMA 289 | 18.02.17


Bien al norte de sí mismo, el cuerpo –más precisamente cabeza y hombros− viene y va con cierta indecisión. “Para allá” no es una opción sino dos y no hay apuro alguno, la verdad, por decidirse. Mejor probar y para allá, ahora para allá y ahora para allá: ¡un bailecito!

Mientras tanto, al sur profundo de sí mismo, el cuerpo –más precisamente los pies, con dedos, empeine y talón incluídos− marca con notable precisión las novedades del reloj. Hay otro tiempo en la canción. Territorio de sí mismo atravesado por meridianos y sonrisas: el huso horario que faltaba.

El asunto está en el centro de sí mismo –más precisamente el pecho y sus adentros− donde todo parece empezar y también terminar y volver a empezar. Al este y al oeste, las puntas del abrazo. Y arriba, más que nada, el sol.


 

La conversación

 

Mil perdones | Calle (2017)

Más que nada | Día al sol | Del sol (2016)

 

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers