Escuchar por los poros

Esa garganta es una puerta o una ventanita por la que se cuelan voces y sonidos que vienen de otro lugar. La Yegros canta y los cuerpos bailan, liberándose de las cuerdas que los atan a ese mundo estático de los que escuchan impávidos negando el movimiento. Bailar es otra manera de escuchar: escuchar por los poros que se dilatan para transpirar emociones.


Mariana Yegros
TEMPORADA 2 | PROGRAMA 64 | 01.09.12


La Yegros

No hay recoveco que resista la explosión, ni cauce angosto que no se rinda a ese torrente formidable de voz y de energía, que mueve, que sacude y que conmueve.

La Yegros sacá el impulso que florece en su garganta de un lugar que está en la tierra y más abajo. De allí le vienen huellas nuevas e impresiones viejas, tiempos que fueron tiempos, presentes que ya no son. Y el hoy resulta un poco absurdo y no por eso menos imprescidible. Hembra que grita, porque el grito es canto de una voz más una voz, más otra voz, y otra más… Muchas voces, todas las voces.

En el vaiven del cuerpo, en los pies que, hipnotizados, dibujan firuletes en el suelo, y en esas manos que no dejan de aplaudir ya está todo dicho. Y el grito fue canción…

 

La conversación

 

Trocitos de madera

Uy, uy, uy

 

UK betting sites, view full information www.gbetting.co.uk bookamkers